Deportes en el recuerdo ”El básquet de Saladillo en la Liga chivilcoyana”

Sergio Olarticoechea, Néstor Zagaglia y Norberto Ortiz, campeones juveniles con Gimnasia de Chivilcoy en 1986.

Corría el año 1983, cuando un grupo de entusiastas y fanáticos del básquet, crearon la única Liga de Básquet local en Saladillo que tuvo sus torneos oficiales durante tres años. Juan José Andreassi, Osvaldo “Pocho” Debiasi, Guillermo “Palomo” Ledesma y Máximo Cabral, llevaron adelante dicho acontecimiento con un gran respaldo de los dirigentes de los clubes que integraron dicha liga.

Participaban Jacobo Urso, Huracán, Unión Apeadero, Bancarios del Provincia y Atlético Tapalque. La mayoría con cuatro o cinco categorías, donde en primera división se coronaron campeones Unión Apeadero y Huracán.

Lamentablemente no se pudo seguir, cuestiones de celos entre algún club que nunca participo hizo que todo el esfuerzo fuera en vano, aunque el resultado deportivo ayudo al crecimiento individual de algunos jugadores. Tal es el caso de Sergio Olarticoechea, Néstor Zagaglia y Norberto Ortiz, quienes fueron reclutados por Gimnasia de Chivilcoy para reforzar su plantel de juveniles y coronarse campeones en 1986.

Uno de ellos, Néstor, lo describió en su cuenta de Facebook: “Tenía 16 años en ese entonces, junto a Sergio Olarticoechea y Norberto Marcelo Ortiz, el técnico de Gimnasia de Chivilcoy Juan Carlos Diperna, nos convocó para jugar un Torneo Juvenil en dicha ciudad. Juan Carlos nos conocía porque era entrenador mío y de Norberto acá en Huracán y a Sergio que jugaba en Apeadero.

Son de esas experiencias que no se olvidan jamás de plena adolescencia, por un lado porque elevábamos el nivel compitiendo en esa liga y por otro por los viajes, las cosas compartidas con gente de otra ciudad.

Recuerdo que viajábamos a entrenar y otro día a jugar, íbamos hasta 25 de Mayo en un colectivo, ahí tomábamos otro que iba por la ruta 51 hasta Achupallas, desde aquí por camino de tierras hasta Chivilcoy, donde nos esperan dirigentes del Club.

Luego tipo 12 de la noche volvíamos en el Tirsa, la empresa de Colectivos Rosario – Mar del Plata de aquel entonces. Fueron momentos inolvidables, únicos, no solo por competir y salir campeón porque todo deportista quiere ganar, también porque te hace crecer y desarrollar autonomía, libertad, te interrelacionas.

Te puede interesar  Proponen declarar ciudadano ilustre provincial al Vasco Olarticoechea

Mantengo de la gente de Gimnasia, dirigentes, familias de jugadores, un recuerdo hermoso. Otro de los condimentos es que se desarrollaba un Campeonato de Primera División con Jugadores Profesionales de Refuerzo, en Gimnasia jugaban Mati Mazza y Pocho Debiasi, junto a Leveu (Boca), Mels Daniels, Thomson.

También Esteban Camissasa y el Pichi Campana entre otros, jugaban en diferentes Clubes de Chivilcoy, así que también veíamos y disfrutábamos esos partidos desde la tribuna luego de haber jugado algún preliminar.

Cosas lindas que quedan!!

Foto: Mati Mazza – Datos: Néstor Zagaglia.