A la espera de la resolución provincial, el Municipio evalúa “controles en accesos, aperturas de bares y restaurantes, y temas de horarios y edades”

Este domingo culminaría este primer período de fase 3 y, si bien la estadística pareciera indicar que Saladillo seguiría enmarcado en esta etapa, la determinación de provincia se dará a conocer el lunes. Mientras tanto, el Municipio evalúa cómo será la readecuación a partir de la próxima semana, según adelantó José Luis Salomón en diálogo con ABC Saladillo.

Entre algunas de las cuestiones que mencionó Salomón en videollamada con ABC, el intendente hizo referencia al balance que se realiza de las medidas adoptadas en estas dos semanas y la nueva fase de cuarentena: “No podemos definir nada hasta que no tengamos más información”. Sobre la situación epidemiológica, Salomón sostuvo que “los casos se estabilizaron, pero se estabilizaron altos”; en cuanto a la responsabilidad ciudadana, admitió que la gente “se está cuidando mucho más porque lo está viviendo en carne propia”. A continuación, parte de la entrevista completa:

BALANCE DE LAS DOS SEMANAS EN FASE 3

“Si uno lo toma en función de lo que nos hemos comprometido, y los pasos que hemos ido dando, me parece que los resultados de todas las acciones fueron positivas: cortar un tiempo antes la actividad de la comunidad, la reducción de algunas actividades… Por supuesto que no todo el mundo lo ha tomado de buena manera, especialmente la actividad comercial es muy dura para reducir. La decisión ha sido muy dura para muchos y para otros más dura que lo habitual, pero en definitiva poder trabajar también es un aliciente.

La sociedad ha interpretado bien el tema de respetar los horarios. Siempre hay alguno que, fuera de ese horario, genera alguna molestia; para eso están los controles. Y el tema de los espacios verdes también se ha respetado bastante con los corredores seguros que implementamos hace casi un mes, han tocado fines de semana muy lindos”.

Te puede interesar  Recomendaciones del municipio ante las posibles lluvias

NUEVA FASE DE CUARENTENA A PARTIR DEL 20 DE OCTUBRE

“Hay una modificación del sistema de Salud en el último decreto que sacó provincia, que genera un monitoreo del sistema distinto. No lo sabemos todavía, la fase 3 era por 15 días, pero nadie tiene la bola de cristal… Hoy hay países muy avanzados que están retrocediendo y tomando medidas distintas.

Me parece que lo que se viene en todo el mundo y en Argentina también es un sistema valvular de abrir y cerrar todo el tiempo en función de la realidad epidemiológica y la capacidad sanitaria que pueda sostenerse en un lugar. Eso está sucediendo en todo el mundo y en Argentina es lo que viene: si mañana se satura el sistema, habrá que ver como se retrocede un pasito. En el caso nuestro, no me quiero adelantar porque dependerá de cómo avancemos de acá hasta el lunes.

Hemos tenido una reunión de gabinete que ha sido para evaluar algunas cuestiones de cómo hemos trabajado en estos días, y por algunos temas que tenemos que abordar la próxima semana. No podemos definir nada hasta que no tengamos más información. Pero si, vamos evaluando varias cuestiones que se plantean: controles en los accesos, aperturas de bares y restaurantes y temas de horarios y edades; el monitoreo de fiestas clandestinas, que hemos tratado de evitar. Esta reunión apuntaba a eso”.

SITUACIÓN EPIDEMILÓGICA

“Los casos se estabilizaron, pero se estabilizaron altos. No estamos descendiendo a un número que uno podría pretender o imaginar. Hasta hace casi una semana teníamos 50 y pico, 60 casos confirmados por día; hoy estamos en 30 y pico, 40. Es un número que reduce un poco la tendencia pero no estamos bajando.

En general, los especializados en el tema presuponen que puede llegar a haber una leve baja, y ya se está notando a mediano y largo plazo. Pero es muy difícil establecer esto como una estadística, es muy difícil con la estadística de lo que sucedió predecir lo que viene. La pandemia nos está obligando a todos los días monitorear y estar atentos, y generar los controles. Una fiesta clandestina no detectada a tiempo, puede llegar a hacer un desastre; alguien que no sabía que estaba contagiado y no cumple con las normas de protección nos puede llegar a complicar la vida a todos.

Te puede interesar  Situación epidemiológica en Saladillo al 22/10/2020

El mayor problema de la pandemia no es la cantidad de contagios, que nosotros la tenemos alta; sino aquellas personas que no lo pueden superar. Esa es la parte más dura, la que no tiene retorno ni recupero. Por ese número hay que tratar de trabajar todo el tiempo, entendiendo que tienen que ser la menor cantidad de personas las que no pueden recuperarse.

El complemento del hospital, clínica y Municipio es fundamental en esta etapa que nos toca transitar. Y ahí es donde tenemos que dejar de lado algunas mezquindades propias de la vida pública y política para que, en este tema, haya política de Estado”.

RESPONSABILIDAD CIUDADANA: EL COMPROMISO QUE TOMÓ LA COMUNIDAD

“La gente ha tomado más conciencia no por lo que pude llegar a haber dicho yo, por todo lo que vos pudiste haber escrito, o por todo lo que dice la ciencia en Argentina: se está cuidando mucho más porque lo está viviendo en carne propia, lo está viendo de cerca, está percibiendo que un familiar lo tuvo o tuvo la desgracia de perder a un amigo, porque el vecino de enfrente está contagiado y el del almacén de enfrente tuvo que cerrar porque está la familia contagiada.

Miren a los vecinos, a las personas que conocíamos y desgraciadamente se anticiparon y tuvieron que irse antes de tiempo de esta vida. Háganlo por ellos, no por nosotros. Tal vez no tengamos la credibilidad de la gente porque el sistema a veces no nos ayuda en ese sentido, pero no lo hagan por mí, por el presidente o el gobernador: háganlo por ustedes mismos. El beneficio es personal.

Te puede interesar  Situación epidemiológica en Saladillo al 20/10/2020

A veces uno se pone triste porque hay que poner el dedo en la llaga y percibir que hay sangre para entender que está sucediendo. Me acuerdo que, al principio de todo esto, hablar era un invento, una fantasía, una exageración para que la gente se quedara adentro… Creo que hoy ese debate público ya no se está dando. Se da un debate público que es más sano, que es el de entender si hacemos las cosas bien o mal. Y ese debate es el que tendríamos que haber hecho desde el primer día.

Viendo siendo muy duro cuando te toca atravesar la puerta de la terapia intensiva, se ha convertido en un virus muy letal en los que atraviesan esa situación. Entonces, evitemos llegar a esa situación. Si nos toca, cuidar a nuestra familia porque no sabemos cómo va a operar el virus. Es cuidarnos, tomar conciencia: el virus está diseminado, entra por donde menos nos lo imaginamos y opera de distintas maneras. Hay un protocolo para cuidarse pero no para contagiarse o curarse.

Un saludo muy especial a las 24 familias y amigos de aquellas personas que se perdieron en este tránsito tan duro. Mucha fuerza y fortaleza a aquellos que no la están pasando bien. No seamos mezquinos: si podemos acompañar, hagámoslo con un mensaje, una actitud, pongámonos de servicio para ver si el Estado hace el seguimiento como a aquellas 600 y pico de personas. Hagámoslo porque eso demuestra una sociedad sana, buena”.