Comisario Martín: «El delincuente tiene que tener miedo por si un vecino lo vio; no un vecino por si se enteran que declaró»

- Publicidad -

El Comisario Mariano Martín reflexionó con los medios de comunicación acerca de la responsabilidad ciudadana en cuestiones de seguridad. Martín aseguró que «la seguridad la hacemos entre todos«, y agregó: «nosotros -los policías- tenemos que hacer nuestra parte, la justicia también hace la suya, pero el vecino también tiene que colaborar«.

En principio, la reflexión surgió porque Martín admitió: «Por más móviles que carguemos, por más personal que pongamos, siempre va a ser poco para la extensión que tiene Saladillo. Si no hay colaboración de los vecinos, no está el llamado oportuno en el momento que vé algo sospecho, o detecta una persona, vehículo, o moto que no es del barrio…«

«Yo sé que Saladillo es tranquilo, es una vida de pueblo, pero también llegó un momento en el que necesitamos que las personas tomen recaudos, como venían tomando: antes no existían las rejas, después alarmas, hoy cámaras. Día a día, las medidas de protección van en aumento y eso ayuda a cuidar lo propio«, contextualizó el comisario.

En ese sentido, Martín recomendó: «Seguramente cuando uno se levanta a la 1 de la madrugada porque escuchó un ruido, está pensando que le puede llegar a pasar algo a alguien. El hecho de no llamar es muy doloroso al otro día. ¿Con qué cara miramos al vecino y le decimos ‘mirá, yo anoche escuché algo y no llamé’?«.

«La realidad es que el móvil nuestro anda, y tiene que andar, y es preferible ir a un lugar donde un vecino pensó que podría estar pasando algo, a que siga su marcha en un barrio donde no está pasando nada«, agregó Martín.

Es por esto que el Comisario hizo hincapié en el compromiso ciudadano con las cuestiones de seguridad: «El llamado oportuno y el compromiso a posteriori, sentarse a declarar ya sea como testigo o en fiscalía, la gente lo considera una carga. Pero la realidad es que el sistema de seguridad se basa en eso, en la colaboración de testigos. Es el delicuente el que tiene que estar asustado porque puede haber un vecino viéndolo, y no un vecino asustado porque el ‘chorro’ sepa que uno declaró».

«Las cargas a veces se invierten y se creen que el ‘no te metás’ es mejor, mientras no nos pasa nada a uno mismo. El hecho de negarse a participar de un procedimiento está todo bien pero mientras sea para un tercero, pero mañana le puede pasar a uno y necesitar la colaboración de un vecino«, cerró Mariano.