Comunicado de la Subsecretaría de Salud

- Publicidad -

En raras ocasiones y dependiendo de la inmunidad del huésped, produce enfermedad invasiva grave, por pasaje de la bacteria al torrente sanguíneo.

Si bien no hay vacuna para prevenir esta enfermedad, es de fácil diagnóstico y tratamiento.

Por lo mencionado se recomienda la consulta médica  inmediata ante la aparición de fiebre elevada y persistente, dolor de garganta, ganglios inflamados y lesiones en piel.

No existe brote ni epidemia en nuestro país; los casos son aislados y lo importante es realizar la consulta oportunamente.