Memoria y balance de la CES

Ejercicio 2019-2020

Los documentos fueron elevados al Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social.

“A  instancias de la presentación de la Memoria y el Balance en ésta oportunidad, dada la situación de pandemia COVID-19 y en cumplimiento de lo establecido por los decretos de necesidad y urgencia dictados en este contexto, ha debido postergarse la realización de la Asamblea general ordinaria y por lo tanto la renovación parcial de los cargos en el Consejo de Administración, tal como lo establece el Estatuto de la Cooperativa, prorrogándose el mandato de los mismos” indicó el Contador Carlos Latasa, Presidente de la CES. No obstante “de acuerdo a lo establecido  por la resolución administrativa dictada por el INAES Número 145/2020 “se cumplió con la entrega de la Memoria y Balance de la Cooperativa”.

Latasa explicó que “con el cuadro sanitario que conllevó un aislamiento total preventivo y una posterior apertura en fases, distintos eslabones del aparato productivo sintieron el impacto de la pandemia. Las cooperativas distribuidoras de energía no fueron ajenas a las consecuencias del aislamiento que evidenció la crisis que atraviesa el sector”.

En cuanto a la prestación de servicios la CES mantuvo su operatividad sin que se resienta la calidad o continuidad de los mismos, sosteniendo la atención de los socios bajo un estricto protocolo sanitario de cuidado del personal responsable de las tareas. Esta situación fue sostenible debido al proceso de modernización en la gestión que en los últimos años se vino impulsando y al compromiso del personal que trabajó de manera remota desde sus hogares”.

En cuanto a la gestión, “la nueva normalidad obligó al Consejo de Administración a trabajar en red, de manera remota, distribuyendo tareas entre los Consejeros a través de las comisiones de trabajo y a adoptar medidas de seguridad sanitaria en cada reunión presencial realizada”, comentó el presidente de la CES.