Repudiable: vandalismo y hurto en una escuela pública

Anoche se produjo uno de esos hechos difíciles de comprender por su maldad. En la Escuela Primaria N°38, ubicada en la esquina de Emparanza y Av. Cabral, ingresaron por la noche una o varias personas que provocaron destrozos varios y el hurto de un monitor.

Según contaron autoridades del establecimiento, se cree que quienes ingresaron lo hicieron por alguna ventana. Además del faltante del monitor, contaron que rompieron candados y revolvieron materiales guardados en muebles; destrozaron potes con gelatina y otros alimentos que encontraron tirados en el piso; desparramaron materiales varios y dejaron cerrado el ingreso desde adentro con trabas.

Este suceso lamentable, en una institución que contiene, educa y cría a cientos de niños y niñas, se suma al robo ocurrido hace algunos días con cinco cuadras de diferencia: el Club Oro Verde también sufrió vandalismo y hurto.