Semana de la Miel 2020: “Tal cual lo produce la abeja, llega a tu mesa”, destaca Palacio, del INTA, en exclusivo con ABC

Foto ilustrativa (elabcrural.com)

Es difícil pensar rápidamente en un alimento que no lleve aditivos en su proceso y no se le agregue ni se le saque nada. Argentina es productora de uno de esos alimentos y reconocida mundialmente como uno de los mejores productores, si no el mejor. Esta es su semana y qué mejor forma de conmemorarla, que reivindicando la calidad nutricional de la miel.

Desde el 14 al 20 de mayo de cada año desde 2016 se celebra la Semana de la Miel, a raíz de una propuesta del Consejo Agrícola Nacional. Va en concordancia con el Día Internacional de la Abeja que se conmemora el 20 de mayo, y tiene como objetivo crear conciencia sobre la importancia de los polinizadores, las amenazas a las que se enfrentan y los beneficios para toda la Tierra.

La Doctora María Alejandra Palacio, Coordinadora del programa Apícola del INTA (PROAPI), habló en exclusiva con ABC Saladillo sobre cómo se desarrolla la actividad productiva y comercial, y los beneficios de este producto tan natural como pocos. La Semana de la Miel busca visibilizar “de qué se trata la miel, que hay distintas variedades y tipos de miel en el país; compartir lo que significa el sistema de producción y cómo el argentino se compromete para la producción de miel de calidad; también que es un alimento funcional, que tiene beneficios para la salud; el uso para otros productos y alimentos, bebidas, en recetas”, contó Palacio.

La coordinadora, además, mencionó que se busca destacar también a “las organizaciones de apicultores, el posicionamiento de Argentina a nivel internacional, la abeja como polinizadora y sus efectos en el ambiente como servicio ecosistémico”. A continuación, la entrevista completa

-¿Por qué el lema ‘Sumale miel a tu vida’?

-Porque es un producto natural y genuino, porque se produce por abejas. Durante todo el proceso en el que las abejas toman el néctar de las flores, produciendo un proceso de deshidratación, depositándolo en la celda de sus panales, y en la cosecha de ese producto, el apicultor cuida que llegue de la manera más natural al productor. La miel es un producto que no tiene aditivos en su proceso, que no se le agrega ni se le saca nada.

Si durante el proceso se hiciera un calentamiento excesivo de la miel, pierde parte de sus enzimas, sus azúcares se ven desnaturalizados. Todo ese cuidado es el que tiene el apicultor, el fraccionador, todos los que están implicados en la cadena

-Puntualmente, ¿cuál es el beneficio de la miel?

-Es un producto completísimo, tiene de todo. Es un alimento a base de hidratos de carbono; azucarado con azucares simples, glucosa y fructosa básicamente; tiene vitaminas, minerales, un poco de proteínas, antioxidantes que son buenos para la nutrición y la salud. Es muy concentrado: eso y la presencia de peróxido de hidrógeno que normalmente se encuentra en la miel, hace que tenga propiedades bactericidas.

-¿Cómo es la cadena productiva de la miel?

En principio el apicultor es el que hace el cuidado de la abeja, el que organiza la extracción de miel. En algunos casos son organizaciones de apicultores y otros tienen la sala de extracción. De ahí obtenés la miel, que normalmente se comercializa para exportaciones, en tambores de 330 kilos. El destino puede ser la exportación, con un acopiador como intermediario o no, o en otros directamente para fraccionado. También tenés productores que realizan el proceso de cosecha y/o fraccionado, o intervienen fraccionadores que se proveen de varios apicultores.

-¿Qué actividades desarrollan normalmente en la Semana de la Miel, y cuáles pudieron desarrollar en este contexto?

Era una semana en la que nos encontrábamos apicultores, empresas; en plazas, en el sector educativo. Estamos convencidos que los alumnos en las escuelas son quienes instalan estos temas. Todo eso obviamente no se pudo realizar por el aislamiento social, preventivo y obligatorio. Desde INTA y tantas otras organizaciones de productores, gobiernos provinciales, municipales, decidimos estar presentes con las herramientas que tenemos a disposición, que son las redes sociales, los medios, las páginas webs. Estamos viendo que las convocatorias que realizamos para que se sumen a la campaña desde diferentes  lugares tuvieron unas respuestas increíbles. Diferentes provincias y municipios desde sus redes se han sumado

-¿Se vio afectada la producción por la pandemia?

Por ser producción agropecuaria, las actividades se continuaron realizando siguiendo protocolos, tomando cuidados y realizando las actividades mínimas e indispensables, también se siguió exportando.

-Se dice que es un producto poco consumido en Argentina, ¿cuál podrían ser las causas?

-Argentina es productora de miel y reconocida a nivel mundial como uno de los principales, si no la principal, productora de miel de calidad. Nosotros no lo consumimos por un tema cultural, por falta de tradición, también se mezcla el tema de los precios. Nuestro consumo de miel es bajo en relación a otros países del mundo.

No tenemos tan claro el consumo porque existen diferentes circuitos, tenemos el de supermercados y mercados, pero también las ferias, con la lo de ‘mi vecino me da la miel’. Se están haciendo esfuerzos para tener una mejor estimación del consumo de miel en Argentina, algunos creemos que un poco más de esos 150 o 200 gramos que históricamente se plantea.

¿Por qué miel y no otra cosa? Porque la miel, como tal, no tiene sustitutos. Dependemos mucho del lugar que pueda ocupar en las góndolas. La miel es un producto natural y tiene que estar destacado, no puede estar al lado de otros endulzantes que surgen de procesos industriales.